Que no eran trans sino tranzas, los supuestos trans candidatos

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirCorreo

Opinión - Opinión: Identidades de Género

  Jarquin

 

OPINIÓN

Todo el mundo habla sobre la cancelación del registro de 17 candidaturas de partidos políticos y coaliciones, por "supuestas irregularidades" en dar por buenos hombres que se auto adscribieron como mujeres transgénero y que luego se descubrió no lo eran.

Incluso, algunos de ellos compiten por segunda vez, algunos son autoridades municipales, que en 2016 eran hombres y ahora se auto definen como mujeres trans.

Porque sin duda esta medida cautelar no resuelve de fondo el desbarajuste de los partidos políticos involucrados: PA, PRD, Movimiento Ciudadano y Nueva Alianza, los cuales con un engaño pretenden, aunque, conseguir 17 puestos en las candidaturas que les corresponden a las mujeres de acuerdo con la paridad.

Claramente lo explica Gerardo García Marroquín, presidente de la Comisión de Quejas y Denuncias de este Instituto, cuando sostiene, en un comunicado de prensa, que esta medida cautelar será: "Mientras permanezcan canceladas las candidaturas y hasta antes de resolver el procedimiento sancionador, los partidos y coaliciones podrán realizar los ajustes que consideren necesarios para cumplir con el principio de paridad, alternancia y competitividad en la postulación de candidaturas ".

Desde el otro lado, grupos de mujeres y de la diversidad sexual han pedido que se cancele el registro de los partidos políticos al menos en los municipios donde estos 17 señores (sin duda) pretenden competir en busca de primeras concejalías en 10 municipios de Oaxaca.

Si de lo que se trata es suspender temporalmente para que sustituyan los que no cumplen con los requisitos, sin duda, es un premio a la deshonestidad, el engaño, la Tranzit, el cochupo y al cochinero de los candidatos y también de los partidos políticos que avalar las postulaciones. O, ahora nos dirán que no sabían que estaban mintiendo sobre su identidad?

Lo dije hace unos días y lo repito. El IEEPCO tiene una gran oportunidad de quedar bien con la ciudadanía y no con los dirigentes de los partidos políticos, tiene la oportunidad de enmendar la plana. Si en cambio, lo que hacen es sustituir los candidatos tranzas, que no trans, estarán avalando que les hagan más goles en nombre de la paridad, que también recuerdo es un logro de las mujeres.

Sin duda, este tipo de hechos tan lamentables para la paridad y sobre todo para la democracia, y estas soluciones tan blandas, tendrán también consecuencias más adelante y en el seno de este proceso electoral que está manchado ante un pretendido fraude orquestado por aspirantes y partidos.

Pero atención, aquí también hay responsabilidad de las y los consejeros del IEEPCO, que en un acto, por otros audaz en una pretensión de democracia y sobre todo en su afán de hacerlo único e inigualable, aprobaron el artículo 16 de las directrices de paridad, que nada tiene que ver en estos aliniaments, primero y ante todo porque no tiene soporte jurídico.

A esta receta le faltan huevos, eso ni que decir tiene. Si no hubiera sido por las feministas y la comunidad de la diversidad sexual nada hubiera pasado, al IEEPCO ni se hubieran enterado de que en lugar de transgéneros mujeres les estaban colocando señores.

Ahora, aunque les cueste, deben poner una sanción ejemplar y analizar a fondo la conveniencia o no del artículo 16 en las líneas de paridad. De lo contrario cometerán omisión y puede que incluso serán cómplices en esta burla a la lucha de las mujeres para ganar sus derechos político electorales.