domingo 21 abril 2024

domingo 21 abril 2024

“No llores que vas a ser feliz”, libro de Neus Roig

Neus Roig 3

Neus Roig ha querido que la sociedad conozca la tremenda historia con la que ella se encontró al investigar el tema de los niños robados para su tesis y decidió escribir un libro donde poder explicarla.

 

Neus Roig es doctora en Ciencias Humanas y Sociales. Su investigación y tesis doctoral sobre los ‘bebés robados’ llevó a la creación del Observatorio de Desapariciones Forzosas de Menores asociado a la Universitat Rovira i Virgili. Su libro ha sido presentado en Librería Som Negra, Barcelona.

 

Neus Roig 1

 

Un trabajo muy bien documentado

La doctora Roig se ha documentado exhaustivamente con un equipo de investigadores, recorriendo archivos de hospitales, y recopilando certificados de defunción, partidas de nacimiento, documentación de adopción y entrevistándose con afectados, tanto padres y madres en busca de sus hijos desaparecidos como hijos que sospechan haber sido ‘bebés robados’.

Tras analizar en profundidad casi 500 casos, Roig revela que el robo de niños en España no fue una sucesión de casos aislados, sino que se convirtió en un negocio protegido por una conspiración de silencio y un entramado de intereses.

Lo que empezó como represión ideológica se convirtió en un negocio en cuanto a la venta de los hijos de las madres solteras de ideología izquierdista y paulatinamente el negocio obligó a robar niños de madres que no querían renunciar a ellos, al haber más demanda que oferta de recién nacidos.

 

La represión a la mujer republicana

“La represión a la mujer republicana fue inhumana. Si llegaban a la cárcel con hijos pequeños, se los quitaban, si estaban embarazadas, cuando parían también se los quitaban, así como a las mujeres que eran violadas dentro de la cárcel y quedaban embarazadas y parían. Las criaturas eran dadas a familias católicas para que ‘los llevaran por buen camino’. Otra cosa que hacían era, una vez que la mujer había tenido el bebé, la dejaban morir sin asistencia alguna o, peor, dejaban morir al bebé, viéndolo su madre para que sufriera más. No le dejaban alimentarlo, ni lavarlo, ni curarlo si estaba enfermo”, explica la autora.

“Franco hizo venir a España a un señor llamado Vallejo Nájera, que estaba en la Alemania nazi estudiando un proyecto alemán donde se reproducían niños arios con soldados alemanes y mujeres voluntarias rubias. Si el bebé salía rubio se lo quedaban y dejaban que la madre lo cuidara hasta los tres años, ya que existía la teoría de que de 0 a 3 años no quedaba en la memoria del niño nada. A los tres años era trasladado a una familia aria que lo registraba como hijo propio y la madre biológica desaparecía”, continúa.

“En 1937 es cuando llega a España Vallejo Nájera y refiriéndose a las mujeres republicanas encarceladas, dijo que las ‘rojas’ no podían ser salvadas ya que eran próximas al animalismo y no podían cuidar a los hijos. Así, si la mujer llegaba con un bebé a la cárcel, eran destruidos todos los documentos del registro para dar la criatura a una familia que lo registraba como suyo. De 1938 a 1952, hay 30 000 niños desaparecidos de las madres encarceladas”, nos documenta Neus Roig.

 

Neus Roig 2

 

Cartas–tipo

Con respecto al título del libro: ‘No llores que vas a ser feliz’, “nace de un correo que recibo de un chico que me dice que tiene una carta que su madre le dejó por si algún día la buscaba. La carta lleva el título de ‘No llores que vas a ser feliz’ y está escrita en verso. La madre se despide diciéndole que no le quiere. Empecé a buscar y en un mes tenía cuatro cartas iguales de distintas fechas. Era una carta-tipo.

 

La iglesia y la represión a las madres solteras

«Además cuando estaba investigando para la tesis en la maternidad de Peñagrande de Madrid, encuentro que adolescentes de 14 y 15 años que ingresaban porque estaban embarazadas y no tenían ningún familiar que se hiciese cargo de la criatura; o dejaban la criatura voluntariamente o tenían un tiempo para encontrar marido. Las que así lo querían las colocaban en una iglesia donde iban unos señores que las miraban, las palpaban y elegían con quien casarse”, explica Roig.

“A partir de 1952, dejan salir a las presas de la cárcel debido a la gran pobreza del país, pero se les hacía un seguimiento para que adoptaran los preceptos católicos de la Santa Iglesia, y es cuando la Iglesia toma el mando en la represión. Toda mujer soltera que quedaba embarazada tenía que buscar donde colocar al bebé y aquí empieza el trapicheo. El precio del niño sube según la demanda. Cuando llega la píldora anticonceptiva empieza a haber menos bebés. La demanda sube, y tenemos que en 1998 un niño cuesta dos millones de pesetas”.

‘No llores que vas a ser feliz’ es un documento que arroja nueva luz sobre el pasado reciente de España, y que nos desvela la trama estructural organizada por las jerarquías políticas y religiosas del Estado para robar bebés de familias ideológicamente contrarias al régimen o sospechosas de serlo y entregarlas a familias nacionales.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Drina Ergueta

Drina Ergueta

Periodista y antropóloga. Comunicación y feminismo son sus temas predilectos desde hace más de una década. Articulista en medios bolivianos y portales feministas de España/México.
Search

There is no Event

Butlletí de notícies

Subscriu-te al nostre butlletí setmanal amb les darreres notícies publicades.

També et pot interessar

Medios de Comunicación y delitos de odio

  “Los Medios de Comunicación ante la discriminación y los delitos de odio” es el...

Vanessa Springora desata un escándalo cultural en Francia con su libro «El consentimiento»

     En 1977, muchos intelectuales y escritores franceses pidieron públicamente por la liberación de...

Presentació de la darrera novel·la d’intriga de Lluïsa Forrellad

L’escriptora Lluïsa Forrellad (Sabadell, 1927) complirà 84 anys el proper mes de maig i continua...