sábado 03 junio 2023

sábado 03 junio 2023

Refugiadas Sirias en Marruecos: (1) violencia y discriminación machista

foto siria marroc 1

http://conacentomarroqui.blogspot.com.es

 

Las mujeres son las primeras víctimas de una guerra que no han planeado ni han querido. El hecho de ser mujeres refugiadas en sociedades patriarcales y machistas les hace sufrir, además del sufrimiento de los refugiados hombres, una discriminación sexista, que tiene que ver con el hecho de ser mujer en una cultura que las oprime.

 

Las refugiadas sirias en Marruecos se quejan de incidentes de acoso y asalto sexual. Los tribunales marroquíes han recibido últimamente más casos como explican algunos expertos legales a la revista electrónica alemana DW (Deustche Walle).

Según un artículo publicado en la Agencia independiente de noticias Naba (Naba News Agency), Lina, una adolescente siria de 15 años, entró por la frontera argelina en octubre pasado a Marruecos. El sueño de Lina era vivir con seguridad lejos de la guerra y sus masacres; pero su sueño se evaporó y su vida se convirtió un infierno. Tres días después de su llegada a Marruecos, la menor de edad fue secuestrada en la ciudad de Oujda al este del país.

Lina se mantuvo oculta durante tres semanas, su familia presentó una denuncia ante la Corte Penal en Rabat; dos semanas más tarde, la policía judicial en Rabat, determinó el lugar de detención de Lina en Tánger, en el norte de Marruecos.

Lina llegó a bordo de un vehículo de la policía a la Oficina de la Corte Penal en Rabat, donde habían registrado los detalles de su secuestro. Bajo mucha emoción dijo que había entrado a Marruecos a través de la frontera con Argelia. Y con dolor, recordó que en la ciudad de Oujda un joven le engañó convenciéndola de que la podía transportar a casa de uno de los miembros de la familia de Lina que reside en Casablanca, después de que su familia se retrasara en Argelia.

Lina afirmó que el secuestrador le pidió que lo acompañara a la ciudad de Tánger, ella aceptó. En Tánger le obligó a tener relaciones sexuales con él con violencia, después de haberla detenido en el interior de una habitación de uno de los barrios populares de la ciudad.

 

 

 

foto siria marroc

http://conacentomarroqui.blogspot.com.es

 

 

Agresiones sexuales a menores

Bouchaib Soufi, un abogado de la asociación “matqisch waldi” (no toques a mi hijo), la ONG que defiende a los menores víctimas de agresiones sexuales en Marruecos, dijo que estaba muy sorprendido por el horror de lo que sucedió a esta menor de edad, después de haber echado un vistazo a los registros hechos por la policía judicial encargada de investigar el caso de Lina.

El caso está todavía en el tribunal, mientras que la adolescente siria se trasladó a vivir en un centro de acogida de niñas y niños en Rabat.

El abogado marroquí dijo que “las redes de desplazamiento explotan sexualmente a refugiadas, engañándolas por desplazarlas en las ciudades “españolas” de Ceuta y Melilla. Según Bouchaib Soufi “más de 20 refugiadas sirias se pusieron en contacto con él el año pasado (2015) para representarlas ante los tribunales”, según Naba News Agency.

Asmaa también es una joven Siria que vive en Rabat desde 2014, mendigando en las calles de la capital. Habla con dolor de su exposición en varias ocasiones al acoso sexual. Dice “pido pocos dírhams, pero hay quienes me proponen 400 dírhams a cambio de sexo”. Recuerda cómo un joven marroquí trató de convencerla para que lo acompañe a su casa en Salé para tener relaciones sexuales, y cuando ella rechazó su demanda le dio una fuerte bofetada y huyó en su motocicleta.

Acoso como prueba de virilidad

El acoso sexual está muy extendido en la sociedad marroquí. Se atribuye a muchas razones, entre ellas: la dominación de la mentalidad masculina en la mayoría de los jóvenes marroquíes, pensando que el acoso sexual es una prueba de virilidad. Los acosadores se están aprovechando de la trágica situación de las refugiadas sirias para engañarlas.

En un articulo publicado en diciembre de 2015 en Andaluspress  unos activistas de Derechos Humanos del norte de Marruecos han condenado la situación de las inmigrantes subsaharianas y sirias que trataban de cruzar a Ceuta y Melilla sin lograrlo.


Mohamed Said Sussi, que representa al Centro de Derechos Humanos en el norte, describió el estado de estas inmigrantes como “frágil”, explicando que las que se encuentran en la región de Belyunich cerca de la ciudad de Ceuta o en el monte de kuruku, cerca de la ciudad de Melilla, están viviendo unas condiciones miserables.

Dando más detalles explica que las sirias están expuestas a la explotación sexual por parte de los marroquíes, al contrario de las africanas subsaharianas, justificando eso porque los inmigrantes africanos están bien organizados mientras que los sirios aun no, debido a su número todavía limitado.


Mohamed Sussi pide a las autoridades encontrar una solución urgente a esta categoría de inmigrantes, como la construcción de refugios, y la creación de oportunidades de empleo, en lugar de dejar que se enfrenten a un destino que a menudo puede ser catastrófico.
En el momento en que algunas refugiadas recurren a las organizaciones marroquíes luchando por los derechos de las mujeres, de los niños y niñas, otros recurren al Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados ACNUR.

Mohamed Almskem, abogado de la Comisión en su sede en Rabat, afirma que el número de los refugiados sirios en Marruecos ha crecido de forma significativa en los últimos dos años, afirmando su defensa de las refugiadas víctimas de acoso sexual. Acerca del número de mujeres víctimas del acoso que ha defendido en los tribunales dijo que es difícil conocer el número exacto de todas las ciudades marroquíes.

Por su parte, Mohammed Akdid, un ex jefe de la policía judicial en la ciudad de Salé, dijo que el dispositivo se ocupa de las quejas de refugiadas sirias víctimas de acoso, de la misma manera que las de las ciudadanas marroquíes. El ex decano de policía añadió que tan pronto como las refugiadas ponen sus quejas, los investigadores recolectan datos sobre los acusados antes de detenerlos e interrogarlos. Si se confirma la culpa del acoso sexual, del engaño o de ser agredidas, la policía los presenta al fiscal general para tomar las medidas adecuadas contra ellos.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

There is no Event

Butlletí de notícies

Subscriu-te al nostre butlletí setmanal amb les darreres notícies publicades.

També et pot interessar

Plataforma unitària contra les violències de gènere: #Crida21N

Las mujeres se abren paso en el Global Sports Forum de Barcelona

Cuba: Los retos de comunicar sobre violencia de gènere