Medalla llena de respeto y afecto por Antonina Rodrigo

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirCorreo

Cultura - Temas Culturales

 

 

ANTONINA RODRIGO 1 OP

 

Escrito pronunciado en el Saló de Cent del Ayuntamiento de Barcelona el 2 de noviembre de 2020, en motivo de la entrega de medalla a Antonina Rodrigo.

Alcaldesa, querida Antonina, a pesar de la restricciones a que nos obliga la pandemia hay que agradecer la comprensión de la alcaldesa de facilitarnos este acto privado para entregar a la estimada amiga Antonina Rodrigo esta modesta medalla en reconocimiento de tu trayectoria vital.

Antonina, gracias, gracias por aceptar nuestra medalla que no es un honor que te hacemos sino un honor que tú nos haces y que te entregamos por tantas cosas que nos has dado y nos sigues dando.

Antonina, es una catalana nacida en Granada que optó, ya hace muchos años por vivir en Barcelona, esto sí, sin renunciar nunca a las raíces de su Ciudad mestiza y llena de historia que es Granada. Al contrario, ha ayudado al entendimiento entre los movimientos artísticos catalanes y andaluces.

Ya de jovencita escribía poesía, después colaboró en varias publicaciones: Vindicación Feminista, Triunfo, Historia y Vida... aquella revista histórica que continúa publicándose. Para Antonina, escribir e investigar la historia ha estado siempre su vocación. Su obra es inmensa y está plagada de nombres propios. Ha recuperado Aleluyas, (Auques) poéticas sobre la vida y la muerte de Federico García Lorca, Mariana Pineda, Ángel Ganivet, Margarita Xirgu, Blas Infante, Francesc Ferrer y Guardia, Antonio Machado, Miguel Hernández … todas ellas ilustradas por dibujantes de primera fila. Si como dice el dicho, por sus obras los conoceréis, no hay ninguna duda que tiene el corazón doblemente a la izquierda.

Podremos decirte escritora, poeta y también feminista: lo cierto es que has sacado del olvido a muchas mujeres negadas por la historia, escrita por hombres. Mujeres granadinas y mujeres catalanas, mujeres españolas en general. Has recuperado protagonistas conocidas y anónimas que participaron de forma destacada en la Historia de España, en la Segunda República, en la Guerra Civil y el exilio. Además, has hecho historia oral grabando tus testigos. Sin memoria no hay cultura y sin cultura no puede haber vida humana.

Tu libro, Mujeres de España: las silenciadas publicado al 1977 en una edición revisada el 1996 es un incunable que recoge no ya las biografías, sino algo más importante, la vida que hay detrás de aquellas mujeres y como llegaron a ser quienes fueron, y la penalización efectiva , el desprecio y la incomprensión por su coherencia no renunciando a sus proyectos vitales con una tenacidad admirable: Frederica Montseny, María Goyri, Dolores Ibárruri, Margarita Nelken, Zenobia Camprubí, Victoria Kent

Antonina, soy una de aquellas mujeres que te leyó y tu libro me reafirmó en aquello que quería, luchado para ser libre, no renunciar nunca a mis objetivos, sentirme orgullosa de ser mujer y no doblegarme a las injusticias. Tienes que ver con que llegara a diputada y lo fuera durante 20 años seguidos a pesar de ser madre de 4 criaturas que dichosamente son magníficas y me han hecho abuela de 2 nietos y 5 nietas. Cuando acabe este acto, tendrás que firmarme este incunable de tapa de cartón porque lo he guardado durante 42 años esperando la oportunidad que hoy tengo.

No puedo mencionar la cantidad de libros que has escrito, las muchas biografías de personajes destacados, la cantidad de artículos que has publicado, las conferencias que has pronunciado, las mesas redondas, congresos, simposios y cursos universitarios y populares. Pero además has participado en presentaciones, actos conmemorativos, homenajes, has impulsado exposiciones, la celebración del día de Andalucía con recitales poético-musicales, homenaje a Durruti en el cementerio de Montjuic y también el homenaje a Antonio Machado en el cementerio de Colliure donde está enterrado. Tu creatividad es imparable, tu obra está traducida a otros idiomas y has recibido numerosas distinciones de organismos públicos y privados. Tienes el premio María Zambrano de la Junta de Andalucía por tu extensa obra de investigación, tienes los premios Seco de Lucena de periodismo entregado en Granada y también de la Universidad de Sevilla, la medalla de Andalucía entregada por la Junta de aquella comunidad, la Creu de Sant Jordi de la Generalitat de Catalunya, tienes una calle y una placeta con tu nombre en el barrio del Albaicín de Granada y muchísimas cosas más. Ahora tendrás una modesta medalla llena de respeto y de afecto que te entregarán dos mujeres que te admiran y te honoran.

Lo más importante Antonina, es que hoy estás aquí con nosotras como muestra de amistad y nosotras te lo agradecemos por tu trayectoria intelectual, por tu ejemplo y lo quiero decir, porque has estado guía de muchas mujeres entre las que nos contamos. Gracias Antonina.