#OnSonLesDones | Informe de octubre

Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirCorreo

Opinión - Opinión: Medios de Comunicación - TICS

 

 

Pepa Badell

 

OPINON

Desde hace unos meses el grupo #onsonlesdones (dónde están las mujeres) hace un recuento mensual sobre la presencia de las mujeres en los diferentes espacios de opinión de los medios de comunicación (sólo catalanes, ya que no tenemos brazos para contar más), entre los cuales hay prensa impresa y digital, radio y televisión.

El balance, desde el mes de junio, es agridulce. Si bien es cierto que hay medios que han mejorado la ratio mujeres/hombres en sus tertulias, aún queda mucho camino por recorrer. Lo podéis ver en el informe de octubre de 2016.

En lo que concierne al periodismo, las mujeres hemos estado demasiado acostumbradas durante décadas a ser sólo parte de la maquinaria comunicativa, pero no de la parte dónde se toman las decisiones de verdad, se marca la agenda informativa, se decide el enfoque y la posición del tema…

Logotipo #onsonlesdonesSon también muchos los factores que influyen en esta infrarrepresentación: las dobles o triples jornadas laborales que hacemos: trabajo remunerado (pero menos que los hombres), la familia, cuidado de los enfermos, militancias diversas… Pero ahora aún se observa un factor añadido que hay que revertir: la necesidad de que cambien determinadas inercias en el seno de las redacciones a la hora de buscar expertas o expertos que den su opinión sobre cualquier tema. Buscad! Buscad! Seguro que hay una mujer que puede hablar de tantos y tantos temas con conocimiento de causa y opinión propia.

¿No somos aproximadamente el 50% de las personas que hay en el mundo? ¿No somos mayoría las mujeres licenciadas y/o graduadas en muchas carreras?¿No somos…? La lista podría ser muy larga. Pero actualmente la realidad nos muestra de manera tozuda que, aunque seamos la mitad, parece que no tenemos suficiente capacidad o experiencia para opinar (¿?). Y lo digo pensando en todos los ámbitos, no sólo en los medios de comunicación que, no nos olvidemos, marcan tendencia. Pensad en las reuniones de trabajo (de cualquier trabajo), en las direcciones de las empresas, de las instituciones, de las universidades, etc. Queda mucho camino por recorrer.

Qué pena! La verdad es que los siglos de historia y de evolución humana nos han relegado, pero las mujeres nos hemos ganado tener unas capacidades innegables y, también, una visión de la vida que es necesario que se comparta más abiertamente en público. Si habitualmente no estamos, si habitualmente no se nos pregunta, si habitualmente no opinamos, se está perdiendo mucho talento.

Hagámonos visibles y alcemos la voz. Siempre con una sonrisa o, por lo menos, con un comentario irónico que también puede ser una poderosa herramienta de lucha.

Save

Save

Save

Save

Save